Noche


17/11/06 


Te arrancaron el alma
los perros del destino
que a tu sombra perpetua
rondaron insomnes y llenos de licor

beberas vino a la luz de mi boca
te alimentaras de suspiros de cognac

Te desvistes mientras sonries
Te sonrio mientras te mientes
te mientes mientras me rio
y la noche se corta el rostro
con el filo de la lujuria alegria

beberas vino a la luz de mi boca
te alimentaras de suspiros de cognac

No hay comentarios:

Publicar un comentario